Estadio Sports

( Editorial )
¿Y el fútbol sudamericano?

Poco a poco, de manera casi imperceptible, el fútbol sudamericano pierde terreno en el concierto internacional y empieza a darle paso al poderío europeo, que parece encontrar la fórmula para imponer su estilo.
Si hacemos alusión solo a los Mundiales de Fútbol, la ventaja europea comienza a ampliarse y eso debe poner a pensar a la Conmebol, que siempre ha sido protagonista, pero que no ha podido alzar la copa en los cuatro últimos eventos.
Nunca un continente había sacado dos Mundiales de ventaja al otro hasta el realizado en Brasil, en el cual el triunfo de Alemania implicó que Europa levantara la copa en 11 oportunidades contra nueve de Sudamérica y ahora con una nueva victoria europea la brecha se ampliará y el viejo continente ostentará 12 copas y Sudamérica estancada, ya que no celebra desde el 2002, cuando Brasil le dio a la Conmebol su noveno título.
Tampoco nunca un país europeo había ganado una Copa Mundo en Sudamérica, hasta que Alemania acabó con ese invicto al celebrar en tierras brasileras su cuarto Mundial. También es muy diciente que ningún país de la Conmebol haya llegado a las semifinales y eso no es poca cosa.
Pero estos resultados son un reflejo de lo que pasa en las ligas locales, ya que Argentina, después de la muerte de su máximo dirigente, Julio Grondona, ha venido cayendo dramáticamente y su torneo ya no despierta el interés de otros tiempos.
De la misma manera, Argentina ya no venden tanto como antes y eso ha golpeado las finanzas de su fútbol y ahora buscan comprar en otros países del área para vender rápido a Europa y recuperar la inversión.
Brasil viene incrementando la contratación de extranjeros,  algo que no se veía porque con tantos futbolistas disponibles había suficiente para exportar al por mayor y surtir el fútbol local sin problemas. Ahora están llegando jugadores de Colombia, Uruguay, Perú y Argentina, para solo mencionar los principales.
Colombia, ni se diga, la participación en torneos internacionales, con resultados muy pobres en los últimos años, es un reflejo de la pérdida de calidad, los jugadores buenos emigran muy rápido y los clubes solo piensan en hacer negocio y atienden el torneo local con lo que sobra.
Y algo similar ocurre en el resto de países de la región, lo que tiene que preocupar porque las ligas de España, Italia e Inglaterra siempre miraban primero para América del Sur a la hora de reforzar sus plantillas y ahora están acudiendo cada vez más al continente africano, al mercado asiático y a países europeos que antes no exportaban tanto como Croacia, Serbia, Portugal y Suiza, entre otros.
En este Mundial esperábamos ver brillar a Messi, Neymar, Gabriel Jesús, Paolo Guerrero, etc., pero terminamos hablando de Hazard, Modric, Mbappe, Lukaku, De Bruyne y compañía.
Los países de la Conmebol van a tener que hacer una evaluación seria y volver a mirar a sus fuerzas básicas pensando en el futuro, porque el próximo Mundial será el último con 32 equipos y esperamos que en el de la unión de Estados Unidos, México y Canadá en 2026, que se disputará con 48 selecciones, ya no podremos pensar que los favoritos estarán sólo entre Europa y Sudamérica, porque habrá que tener mucho cuidado con África, Asia e incluso Concacaf con México y Estados Unidos, que muy seguramente serán protagonistas de primer orden.

Por: Henry Higuita






A16
A3
A7
A18
A8
A15
A14
A5
A2
A10
A6
A13
A9
A4
A11
A17
A12



I Local I Nacional I Internacional I Ediciones AnterioresI Publicidad I Contactenos I
© 2001 Estadio Inc, All rights reserved .Resolución óptima 800x600
Login