Estadio Sports

( Editorial )
Se fue Frank de Boer, pero...

"No hay mal que dure cien años ni Atlanta que lo resista". Por fin, fueron menos de 2 años, pero pareció toda una eternidad, terminó un proceso que nunca debió haber empezado: la inexplicable llegada de Frank de Boer al Atlanta United.
Todo terminó como lo habíamos pensado desde que conocimos que el holandés llegaría al equipo que acababa de coronarse campeón de la MLS: acabó con el equipo, lo envió al fondo de la tabla y generó el malestar casi general entre los fanáticos.
Aunque es un gran primer paso para empezar a reconstruir el equipo, hay que ser claros que no es la única decisión que se debe tomar para que Atlanta vuelva a recuperar todo lo que le dio Martino.
Lo más importante ahora es que el técnico que llegue sea un verdadero estratega, que tenga carisma, que posea la capacidad de motivar a los jugadores y algo muy importante, la personalidad suficiente para poner a Gonzalo "Pity" Martínez en su sitio.
La tibieza de Frank de Boer permitió que "Pity" hiciera lo que quisiera con el equipo en la cancha, hasta llegar a no permitir sino a Barco cobrar los tiros libres y ya sabemos que ninguno de los dos ha podido siquiera inquietar a los rivales en esa instancia.
Reconozco que "Pity" era un gran jugador en River Plate, pero al viajar desde Argentina a Atlanta dejó el corazón allá y sólo trajo los deseos de ganar buen dinero, convencido que su rótulo de mejor jugador de Sudamérica no lo obligaba a sacrificarse en la cancha.
Sabemos que es un jugador costoso y que en este momento nadie va a pagar lo que desembolsó Atlanta pensando en que sería un líder para el equipo, pero quizá relegarlo al banco pueda hacer que recapacite y vuelva a  intentar ser el jugador que admiramos en River Plate.
El técnico que llegue debe devolverle la alegría al fútbol de Atlanta, la confianza a los jugadores, no seguir improvisando con jugadores en posiciones que no conocen y que tenga mentalidad ganadora.
Hemos escuchado muchos nombres de posibles técnicos para el banquillo de Atlanta, algunos de ellos son como los candidatos que anunció Miami que llegarían para el equipo y al final todos sabemos lo que pasó.
Pensar en Pochettino suena espectacular, pero hay que ser sensatos, eso no pasa de ser un deseo, como pensaban los seguidores de Inter Miami sobre la ¿posible? llegada de Cristiano Ronaldo o Messi.
Se han mencionado muchos técnicos sin la suficiente experiencia y eso puede ser peor que lo que se tenía con Frank de Boer, ya que manejar algunos egos en Atlanta, léase "Pity", Barco, etc, no va a ser fácil.
Soy partidario que los directivos se tomen su tiempo, que analicen bien las propuestas de trabajo de los posibles candidatos y que se aseguren que tienen capacidades suficientes para reconstruir el estilo que se perdió totalmente con el holandés.
Calidad de jugadores hay, el apoyo de los directivos y los fanáticos es incondicional, ahora es preciso que se recuerde que para empezar el proyecto se contrató a uno de los mejores técnicos en el mercado en ese momento, mundialista y con grandes pergaminos como "Tata" Martino, entonces no vale la pena correr riesgos haciendo ensayos con técnicos sin la suficiente experiencia.
Ojalá los directivos acierten con el nombramiento del nuevo técnico y volvamos a tener un equipo de respeto en la liga y candidato a ganar todo lo que dispute.

Por: Henry Higuita






A9
A5
A3
A6
A8
A14
A7
A12
A17
A11
A4
A16
A13



I Local I Nacional I Internacional I Ediciones AnterioresI Publicidad I Contactenos I
© 2001 Estadio Inc, All rights reserved .Resolución óptima 800x600
Login